sábado, 13 de marzo de 2010

772. Distracción transatlántica

“¿Y si, en lugar de llegar a las Indias, descubro un continente?” Eso está pensando Cristóbal Colón cuando gritan tierra, y con toda la movida del desembarco se le va el santo al cielo.

6 comentarios:

karulkalara dijo...

Si fueramos más osados, si no le temieramos a tantas cosas, si aunque no viesemos tierra continuaramos hacia horizonte con tesón, si no dijesemos como respuesta primera y única no puedo... ¿Cuántas Americas nuevas habríamos descubierto, siguiendo rutas desconocidas hacia las Indias manidas?

mem dijo...

Dicen que lo mejor es lo que no se espera..

Alís dijo...

Muchas veces la imaginación y el corazón (o el estómago) conocen la realidad mejor que la razón, pero no les hacemos tanto caso.
Muy bueno el cuento.
Siempre que leo Cristóbal Colón recuerdo una viñeta de Guillo
http://www.guillo.cl/minorias.htm
Un beso

Valentin Ibarra - (acertijo) dijo...

Disculpen mi latinoamericanismo, pero “las Américas” no fueron descubiertas.

Creo que no se trata de una antigua discusión medieval, pero si hay que dejar sentado que “las Américas” ya estaban habitadas, desarrolladas y fecundas (aunque al homo-europeo le moleste)

Entiendo que es un blog de cuentos (maravillosos), y cada día los leo (religiosamente), pero mi costado natural obliga siempre a tomar posiciones.

Perdón y gracias.-

Miguel Cobo dijo...

Valentín, si Al me permite este juego verbal, es lo que pasa con las palabras que se construyen con el sufijo -miento (como descubrimiento).

al dijo...

Karulkalara: Un montón, seguro.

Mem: También dicen que el que espera desespera. Entonces, los que no esperan no son unos desesperados y, por lo tanto, saben apreciar las cosas que les llegan sin esperar… Bueno, creo que me he liado.

Alís: Buena viñeta.

Valentín: Estoy totalmente de acuerdo. Pero también pienso que el verbo descubrir es lo bastante ambiguo como para permitir este tipo de licencias. Después de todo, descubrir puede ser algo subjetivo. Por ejemplo, un niño que descubre el mar. O un lector que descubre a Bolaño. Que millones de personas ya conozcan algo no debería privarnos de la oportunidad de "descubrirlo".

Miguel: Ciertamiente.