viernes, 29 de enero de 2010

729. El ubicuo

Esto de tener el don de la ubicuidad es una putada: en todas partes me encuentro a Dios. Si no fuera ubicuo, también me lo encontraría; pero al menos no tendría la sensación de que me está persiguiendo.

6 comentarios:

Eva- La Zarzamora dijo...

Es que está en todas partes, ya sabes.
Y no te queda otra, porque aunque te creas un dios no, no lo eres.
Ponte una burka sino quieres que te vea ;)
Besos , Al.

Adivín Serafín dijo...

Pues yo hace tiempo que no lo veo. ¿Será a consecuencia de mi derrame cerebral? Seguro que es por mi culpa.

aLba * dijo...

siempre sentimos que alguien nos persiguee..

Brü dijo...

pide una orden de alejamiento

le8al dijo...

No puede ser Él ...está en todas partes pero su visión es aérea, no terrestre ...te persigue tu sombra, y lo tienes chungo si pretendes que eso cambie ...Suerte!
:)

Martín dijo...

ubicuidad, tantas cosas que dejaría de hacer.