lunes, 16 de agosto de 2010

928. Telediario

Si lo hace un futbolista, nadie dice nada. Si lo hace un torero, tampoco. Entonces, ¿por qué yo, el presentador de un telediario, no voy a poder santiguarme justo antes de cada noticia? ¿Porque no les hace gracia a los dueños de la cadena? ¡Pero si son obispos, hombre de Dios!

5 comentarios:

carlos de la parra dijo...

Ellos siempre quieren hacer todo uniformemente.

Alís dijo...

Y eso que a diario deben dar noticias que son para santiguarse una y otra vez...

Un beso

Mademoiselle Calamité dijo...

Solo se lo permiten a los héroes sociales.. y por desgracia..son ellos.

Fay .· dijo...

Me parece muy inaceptable, que tengan esas mentes tan cerradas, cada cual puede hacer, creer lo que desee, si son tus principios, no se hasta que punto llega la mediocridad de la gente, pero sinceramente me asusta, te dejo besos :)

al dijo...

Carlos: Es lo que tiene ser presentador de uniformativo.

Alís: Exacto.

Mademoiselle: Son los nuevos gladiadores.

Fay: Tienes razón, pero ¿hacerlo delante de medio país?